jueves, 25 de octubre de 2012

Flickenbacker 360 (2) - Carlos Flico

Hoy me he levantado con cuerpo maderero. Volvemos a la carga con la Flickenbacker 360. Os voy adelantando que el proyecto va bastante avanzado y en breves seguiré subiendo fotos, tampoco es plan de abrasar pero cuando veáis el binding.... ay omá.... Por suerte Don Carlos de la Fliquería i Cimbrelet Tersero lo documenta todo bien bien con fotos, descripciones y de tó... el muy pedazo de friker....

¿Quién dijo que las segundas partes no eran buenas? Hala, porno del güeno, cacho degeneraos.

Flickenbacker Segunda Parte



Seguimos señores, dadas las fechas en las que estamos tengo más tiempo que dedicarle y me he embalao...
Así que como producto de un par de días de currele en la bicha, aquí mis avances y LA GRAN GRAN CAGADA.

1. Dar forma a las piezas del mástil.
Sin saber muy bien cómo hacerlo, he optado por este método después de comentarlo con Marco... menos superficie a rectificar, menos superficie a encolar, menos superficie a apretar con gatos, vaya que parecen todo ventajas...
Así que cortado de las piezas sobre la medida, dejando uno o dos milímetros de margen para ajustar luego con cepillo o lija, y rectificado de los lados a encolar.




2. Ranurado del diapasón, que ya que estaba regruesado, a qué esperar... además, tenía ganas de estrenar el Fret Slot Mitter Box, que lo tengo desde hace año y medio, y sin darle uso...

Tengo decidido que no le voy a poner los triángulos de nácar de las ricks en el diapasón...
Ya sé que le dan el look a la 360, que son característicos y todo eso, pero la verdad es que, por un lado me parecen complicados de poner de cojones, por otro no añaden nada constructivamente al instrumento, y ya por otro, siempre me he preguntado si un cacho de plástico ahí, encima de la madera, no cambia el sonido...

Me estoy debatiendo entre, o bien ponerle unos puntos de nácar (cuando la Special, compré el doble y los tengo por los cajones... aunque se me perdió uno y sólo tengo 9...) con algo especial en el traste 12 o no, o bien no ponerle los puntos guías en el diapasón, que se vea limpio como una guitarra española...
aunque sí ponerle los micropuntos del lateral, jejejeje que a fin de cuentas son los únicos que miras cuando estás tocando...



3. Vaciado del cuerpo y LA GRAN CAGADA.
He usado el método tradicional para el vaciado: hacer muchos agujeros con broca, retirar lo que se pueda con gubia y finalmente fresar con plantilla, que hacerlo todo a base de fresa es un esfuerzo considerable para la fresa y la fresadora.
El taladro de columna de que dispongo tiene un escote de 10 cm, por lo que la broca no llegaba casi a nada manteniendo el bloque de arce completo, así que lo primero que hice fue cortar los laterales del cuerpo según el contorno.
A continuación, con una broca forstner (que nunca las había usado, gracias por el consejo Stu, van de pm!!!) se convierte en un gruyere, respetando la profundidad.

Y como no llegaba del todo a la zona central, me dije que iba a hacer lo mismo con el taladro manual, colocando un papelito pegado a la broca que indicara la profundidad máxima... hice un taladro, dos, tres, cuatro... y al cuarto me pareció que había entrado demasiado... claro, la cinta de carrocero se movió hacia arriba, y la broca... más hacia abajo


¿Veis los cuatro agujeritos más pequeños??????
Pues si, resulta que el cuarto ATRAVIESA HASTA EL OTRO LADO, SALE POR 


LA TAPA


Sólo salió la punta de la broca, pero el mal ya está hecho
Y no, no queda debajo del golpeador, ni de las pastillas, sino justo por encima del puente... si Murphy cuando actúa no lo hace en balde...
  


Es el punto central, los dos más oscuros son bocaos del cepillo.
En fin... este tipo de cosas, si la guitarra fuera un encargo, te hacen tirarlo todo y empezar otra vez... pero como es para mí, así que se queda.
Ya veremos si se nota mucho o un huevo, si decido que va en color sólido en lugar del Fireglo que tenía en mente...

Así que para evitar que se pueda abrir más en la zona debilitada, le he metido una espiga con titebond, y luego he quitado a base de gubia los sobrantes del gruyere.



Ya he avanzado con el gruyere del otro lado y esta vez, lo que no alcanza la forstner, a base de gubia, como los antiguos... y el hueco central también...
Mañana veremos cómo se da el fresado... que putadón... pero bueno, apechugando y palante...

….

Seguimossss. Reporte del día y fotos para alimentar el vicio

Las herramientas para tallar madera, las mismas que ya usaban los artesanos del antiguo Egipto, y es que hasta el día de hoy nadie ha podido mejorar el diseño de un martillo (¿ni de una tele ?).





En esa foto ya estaban las dos 'alas' vaciadas hasta donde he podido, lo que incluye la espiga que tapa el bujero




En la parte central, le hice con una broca normal los bujeros de las esquinas, uno en el centro para ayudar y ya me dio miedito hacerle más, no sea que me despiste y la lío otra vez, así que a base de gubia... tiene su aquel el trabajo manual, especialmente cuando la herramienta está bien afilada y come que da gusto, incluso el arce duro... que doy fe lo es...


Y luego le llega el turno a la fresadora... qué cantidad de viruta!!!!! Y qué cantidad de pasadas, poquito a poco e ir bajando que quede bien y parejo... para al final... tachán!!!



Si os dais cuenta, el hueco de los lados es bastante grande, y con la fresadora tal cual se corre el riesgo de que bascule, caiga dentro y hagamos un estropicio... así que le aumenté el tamaño de la base con un trozo de metacrilato atornillado (que normalmente sirve para anclar la fresadora a una mesa de fresado diy, jejeje)


El siguiente paso es el escalón inferior, así que del mismo modo... broca forstner hasta donde llega, gubia el resto... y seguimos haciendo viruta...



y terminamos con la fresadora de nuevo.



Hasta una próxima entrega de los Flickenbackerismos.... MY G-G-G-G-G-G GENERAATIONNNNNN



No hay comentarios:

Publicar un comentario